¡El maquillaje invisible perfecto para ir a cualquier sitio con buena cara!

Hablemos concretamente de ir al gimnasio.

Es un caso distinto del de bajar a hacer un par de recados en un día poco caluroso. La idea de este look que te enseño más abajo, es que no tengas que sacrificar la posibilidad de lucir saludable, descansada y sin años de más en un sitio lleno de gente al que vas bastante a menudo. Sí, no tiene por qué importarte lo que pueda pensar nadie de ti, pero lo cierto es que la impresión que causamos en otros y en nosotros mismos es diferente -para mejor- cuando nos cuidamos ese pelín, más que cuando no.

Por otro lado te voy a enseñar cuál es el equilibrio perfecto para ir “mona” sin que por pasarte acabes dejándome un manchurrón de maquillaje en la toalla. Porque seamos sinceras: vas a sudar, y vas a querer secarte sin pensar en si vas o dejas de ir pintada.

¿Es posible conseguir todo esto en sólo 5 minutos? ¡Claro que sí! Al final del post te he dejado el vídeo en tiempo real de mi propia “transformación”.  Vas a ver cómo cuatro pequeños detallitos pueden cambiar tu aspecto de forma radical. 😉 ¿Quieres aprender a hacerlo tú misma? ¡Sigue leyendo!

Estos son los trucos que más van a hacer por tu aspecto

en el menor tiempo posible y con el mínimo esfuerzo

  1. Sal de casa con la protección solar puesta y absorbida, igual que la hidratante y el bálsamo de labios. Lo más importante es que cuides tu piel para que todo lo que venga después realmente luzca invisible y perfectamente integrado. No te quedes sólo en la cara, acuérdate de hidratarte el cuello y el escote.
  2. ¿Y por qué no añadimos un poco de iluminador que resista al ejercicio y dé un toque jugoso duradero a la piel? Mi favorito es de BECCA y lo aplico sobre los pómulos, tabique, y arco de cupido.
  3. Colorete ya vas a coger natural cuando te pongas a ejercitar pero, si quieres, da un toque sutil a tus mejillas con una brocha mofeta y un colorete en barra como los de L’Oreal.
  4. Dormir bien y las horas suficientes remplazará a tu corrector para las sesiones de gimnasio. Si no ha podido ser pero quieres disimular las ojeras, aplica muy poquito de corrector color salmón con las yemas de los dedos y séllalo con una mínima cantidad de polvos traslúcidos. Ambos productos los tienen maravillosos en Kryolan.
  5. ¿Y para los ojos? La máscara de pestañas, por supuesto, waterproof. ¿Mi preferencia? La nueva de Bourjois, que define la mirada sin dejar pegotes y dura de verdad.
  6. Y dos truquitos de maquillaje invisible que marcan la diferencia, con productos de KIKO Milano: delinea la línea de pestañas de arriba por dentro para que parezca más densa usando su eyeliner en gel y un pincel para detalles; luego, usando tu tono ideal de su gel para cejas, rellena los huequitos que necesites para unificarlas y cepíllalas para suavizar el efecto.

Puedes hacer esto en el orden que quieras, como puedes ver, en el vídeo no es el mismo y el resultado sigue siendo el mejor.

¡Y ya lo tienes! Un look fresco que transmite salud y juventud, en el que hemos invertido apenas 5 minutos y con el que te verás y te verán mejor: “Ay, chica, ¡pero qué buena cara traes!”

¡Pruébalo y cuéntame en los comentarios cómo te fue y si quieres más consejos como estos de ahora en adelante!

 

2 Comments
  • M Pilar
    Posted at 17:47h, 29 diciembre Responder

    ¡Me encanta! Sutil, natural y luminoso. He podido sacar un par de ideas para completar mis intentos de tener buena cara en el día a día. ¡Gracias!!

    • Pilar
      Posted at 19:04h, 28 enero Responder

      Me alegro mucho, M. Pilar! Gracias a ti por interesarte y por tu comentario =)

Post A Comment